lunes, 25 de abril de 2016

Haitianidad y Panafricanismo


Haitianidad y Panafricanismo: retos afrocentricos para un necesario cambio social 
Por Lourdes Antuan
(IV internacional garveyista)


El concepto de Haitianidad en sí misma como centro de pensamiento revolucionario en el cual se establece un modelo de revolución que habilitó los procesos de liberación para hombres y mujeres Tanto dentro como alrededor del Caribe. Haití pese a sus crisis, hoy por hoy, continúa siendo un falo para todo aquel hijo de África que anhela la libertad y un modelo democrático de calidad. En cuanto al panafricanismo, ningún movimiento se desarrolla sin un centro de pensamiento, innovación y creación.
Haití es una de las fuentes de inspiración para el panafricanismo actual ausente del estilo eclético que desorienta y obnubila a las personas. Día tras día podemos observar como intelectuales africanos sustentan la base de sus conocimientos sólo en autores de otros continentes, (eurocentrismo) negando así las fuentes de inspiración africana, todo negro porta en si algo de África.
L@s panafricanistas tenemos una filosofía, proyecto y un movimiento que propugna la cooperación y la unidad de todos los países africanos, y comunidades africano descendientes. El panafricanismo más que un ideal como es percibido por muchos, es un hecho cuya  lucha y una conquista cotidiana global encabezada por los africanos en África, y los africanos descendientes desde cualquier parte del mundo en este sentido, hablamos Hiatianidad y panafricanismo: retos afrocentricos para un cambio social. La haitianidad vista más allá de una región geográfica o una lucha aislada, es la manifestación clara y precisa de todos los componentes panafricanos tales como: el espíritu libre, sentido de pertenencia, solidaridad, amor, incondicionalidad, justicia, la no sumisión, la creatividad, productividad, alegría, lo místico, la fidelidad etc.
Como filosofía y movimiento impulsa la cooperación y la unidad, el panafricanismo más que un ideal como es percibido por muchos, es acción, una lucha y una conquista cotidiana global encabezada por los africanos, y los africanos descendientes desde cualquier parte del mundo. Muy importante también es reconocer el liderazgo intrínseco natural propio de sus miembros, de ahí la identidad concreta de lo que hoy llamamos panafricanismo y haitianidad, o haitianidad y panafricanismo.
Otra realidad muy importante en el abordaje de este tema es tomar en cuenta los mitos y tabúes que rondan alrededor del mismo, no por casualidad lideres de imperios vecinos insisten en mantener una percepción de pobreza crónica e irreparable del continente Africano aun sabiendo la realidad de las características socioeconómicas de África caracterizada por poseer ¨ el 50% de las reservas mundiales de oro, el 45% de las reservas mundiales de diamantes, el 80% de las reservas de coltan, la 3ra mina de uranio más importante del mundo por producción, sin contar sus reservas de hierro, magnesio petróleo¨(Geopolítica Claves para entender un mundo cambiante Pág. 215); Sin entrar en detalles sobre la diversidad de sus recursos naturales a otro nivel, es África realmente un continente pobre? Pobre a la vista de quien? El concepto de pobre cuales otras consecuencias acuña consigo? No será tan difícil responder a esas preguntas dado que en la sociedad actual hacer mención de pobre para muchos es sinónimo de impedido e incapaz al que también se le suma el otro concepto en negativo ¨negro¨ y los estereotipo que le acompañan: por ser negro/a eres pobre.
Por ser negro, heredaste el problema no solo de la pobreza sino también de las incapacidades e imposibilidades, y por lo cual los negros tienen que hacer un esfuerzo doble para tener acceso a derechos.
Por ser negra la riqueza socioeconómica que mencionábamos anteriormente es una oportunidad y beneficio que no es asignada al negro.
Por ser negro, siempre el serás musculoso, experto en trabajos pesados, mega viril y la mujer una reproductora incansable.
Por ser negro, tienes poderes oscuros y diabólicos. Por cierto, quienes se encargaron de expandir los conceptos de Dios y demonio? Así como el pecado y la serpiente vista como la peor enemiga de la mujer sin dar explicaciones tan sencillas como pueden ser ciertas coincidencias en la capacidad olfativa, intuitiva, el mudar piel y mudar útero todos los meses entre otras cuestiones que la naturaleza misma nos ha regalado.
Por ser negro, alguien que no es negro estará siempre dispuesto a ayudarte porque puede y sabe más que tu, te dará protección o una especie de tutelaje. Por ser negro, o negra siempre existirá una ong dispuesta a socorrerte y salvarte
Por ser negro, negra siempre habrá alguien al acecho para adjudicarse tus iniciativas directa e indirectamente. En fin, el concepto negro es el nombre de la gran empresa cuyos códigos ocultos han sido asimilados también por los mismos negros que desconocen su historia más allá de la realidad inmediata.
En cuanto a los tabúes profundamente vinculados a los temas relativos a las posibilidades de desarrollos de África, junto a la promoción sistemática del desconocimiento del continente, no es casualidad que los informes y estudios sobre el continente más promovidos por lo general, están vinculados al sistema neo colonial.
Otro tema tabú es vender una imagen de no civilizada y nómada del negro del cual por ¨respeto¨ a el mismo no se trata en públicamente quedando manifiesta justo al presentar siempre a los europeos como los mejores expertos, y hasta con grados de sensibilidad humanidad superior para asistir al negro, muy relacionado a la capacidad de amar ¨ amor del negrito¨ igual a fuerza y pasión.

Si los negros nos dispusiéramos a narrar nuestras experiencias relacionadas a los intercambios y ciertas experiencias puntuales tendríamos una biblioteca completa y muy diversa de informaciones sobre nuestras vivencias y experiencias al respecto.
Estos mitos y tabúes van acompañados de un proceso de adoctrinamiento tan viejo como el proceso de las invasiones, los saqueos, y secuestros de nuestros hermanos para ser traídos como esclavos a otros continentes. Ambas concepciones no tienen nada que ver con el panafricanismo profesado por negros y negras emancipados a lo largo de la historia junto a los otros en proceso de concientización. A que se debe ese interés en utilizar sujetos de perfiles peligrosos para contarnos la historia al revés?
Como bien nos afirma uno de nuestros líderes inmortales ¨Un pueblo sin conocimiento de su historia, orígenes y cultura, es como un árbol sin raíces¨ Marcus Mosiah Garvey.
Regresando al tema de la haitianidad, la revolución haitiana no fue meramente un asunto isleño como pretenden afirmar ciertos intelectuales admiradores del discurso anti haitiano

Uso inteligente de los recursos externos, todo lo puesto a mi alcance que no provenga de nuestras raíces. Sin el mínimo interés en negar que la historia de los hombres está muy marcada por las luchas de poder cargada de intereses para controlar o apropiarse de bienes, nuestras historias así lo han demostrado solo que muchos de estas luchas estuvieron caracterizadas por conductas inhumanas de quienes las perpetraron.
Nuestra haitianidad esta cimentada en los testimonios de luchas libradas por hombres y mujeres dotados de extraordinarias cualidades que les llevaron a convertirse en líderes de uno de los procesos políticos y sociales más importantes de la historia de la humanidad. Es este modelo de haitianidad que hoy continua inspirando, conjurando e incendiando las plantaciones. Podrá un verdadero cimarrón vivir en las plantaciones sin incendiarlas?
A propósito de ser Cimarrón, ¿quien puede atribuirse el nombre de cimarrón o cimarrona? Un poco de luz al respecto, cuando buscas el término cimarrón en un diccionario escrito desde la perspectiva blanca cimarrón está vinculado a un animal salvaje o a un salvaje nada que ver con fugitivo. Mientras que para todo negros revolucionarios y resistente a la opresión cimarrón significa fugitivo debido a que el cimarroneje es tan viejo como el proceso de la esclavización el cual comenzó en el momento mismo en que se inicio en América la esclavitud de los negros, lo cual no significa que sea una conducta exclusiva no todos los esclavizados eran cimarrones, como tampoco en la actualidad todos los liderazgos existentes tienen perfil cimarrón o cimarrona. Cimarronaje, cimarronada para ¨nosotros¨ es una expresión de libertad. Un cimarrón nunca será bien visto por los dueños de las plantaciones, ni por los que negros sumisos que solo buscan satisfacer su hambre y necesidades intrascendentes, estos más bien discriminaran o rechazaran al cimarrón e intentaran mantener por todos los medios la armonía a costa de lo que sea.


Hoy en día es tan importante saber hacer un uso inteligente de los recursos como también un uso adecuado de los términos, simular ser un cimarrón o atribuir el término a quien no lo es solo aumenta el número de actores del gran circo.

Diálogos desnudos. Todos estamos de alguna manera influenciados por tradiciones creencias, incluso manifestaciones de conductas aprendidas e interpretaciones que hacemos y respuestas que damos a partir de ellas. Un dialogo desnudo nos es más que la carga de realismo, transparencia, coherencia y sinceridad que debe acompañar todo proceso responsable.

En primer lugar, implica un quitarnos la coraza que utilizamos para protegernos ya sea del sistema o incluso para ganar aceptación, hemos visto como en los libros que intentan aportar más fuerza y luz a nuestra haitianidad histórica reconocen la presencia además de los sacerdotes líderes del voudou, también sacerdotes católicos convencidos sobre la necesidad de liberación de los esclavizados, pudiésemos pensar que eran infiltrados, pero no, puesto que muchos de ellos pagaron con sus vidas el haber optado por estar del lado de los emancipados, celebrar con ellos, orar con ellos y reflexionar con ellos sin que esto supusiera una crisis vocacional más bien, tal vez religiosa sí. O sea, que podríamos estar hablando de mártires utilizando un lenguaje católico.

Una de las características de la espiritualidad es estar en sintonía con todo lo creado, el universo en general y esta sintonía positiva es la que impide aceptar como normal cualquier acto orientado al maltrato del ser humano, como es sabido el proceso de abolición de la esclavitud se extendió a toda la Región y más allá de la misma. Un proceso de colaboración sin mezquindad, en solidaridad plena e incondicional, hoy por hoy, Boockman Louverture, ellos son nuestra referencia para sostener un liderazgo sin las mezquindades tan a flor de piel que día a día vamos observando por parte hermanos y hermanas.

Un verdadero cimarrón no actúa con mezquindad, no se encierra única y exclusivamente en su lucha y mucho menos, deja de solidarizarse con las pequeñas luchas cotidianas dentro y fuera de su territorio. Un verdadero cimarrón promueve la unidad temática y la internacionalización de la lucha. También promueve el desarrollo colectivo a distintos niveles y la autonomía. Si queremos podemos crear nuestras propias empresas e internacionalizarlas, crear nuestras propios centros educativos y el perfil profesional junto a la filosofía que nos interese.

Diálogos desnudos con relación al reconocimiento de la participación de la mujer no por moda o necesidad de relanzamiento de un proceso X. Desgraciadamente, en una historia narrada desde una visión hegemónica la exaltación de la figura masculina es lo natural. Aun así, no dudamos del aporte implícito de las mujeres negras en todo este proceso de liberación y reparación, nada que ver con el discurso pobre que reza: detrás de un gran hombre hay una gran mujer¨. Las mujeres históricamente nos hemos ganado nuestro espacio sin la necesidad de estar detrás o delante más bien, cumplimos nuestro rol como personas miembros de un proceso.

Las mujeres no necesitamos utilizar todas esas corazas que las sociedad nos ha impuesto para vernos ¨bonitas¨ para ser aceptadas o bien vistas por la sociedad en sus diferentes espacios en fin, nada justifica que la mujer deba asumir las cargas que la sociedades imponen cargada de unos códigos ocultos que se orientan a limitar las posibilidad de convivencia en igualdad y equidad.

Cada mujer tiene la obligación de ganarse su espacio sin tener que sacrificar su dignidad y mucho menos negociar sus valores. Somos lo suficientemente capaces tanto como para trabajar en equipo, asumir liderazgos, ser solidarias y aceptar las ayudas, por lo que no hay necesidad de continuar alimentando estereotipos alrededor de lo que significa ser mujer o ser hombre.

Dar por dar sin exigir nada a cambio lesiona la dignidad, y ese es el discurso que va orientado a debilitar la imagen de las mujeres negras, que no promueve el auto empoderamiento de la mujer, más bien vende una imagen de un ser cargado de problemas e incapaz de solucionarlos por sí mismas sin tomar en cuenta que esas realidad no son inherentes a la mujer, se corresponden a los procesos que no siempre tomaron en cuenta a la mujer como sujeto de derechos, sino como un recurso disponible.

Como comunidad negra nos tienen que seguir preocupando los temas relacionados a la auto superación, y las realidades que siguen afectando mayormente a las mujeres como son: la poligamia, los matrimonios impropios entre niñas y mayores, la ablación genital, la discriminación y persecución por preferencias sexuales distintas, el rechazo y discriminación a las opciones de no ser multípara, los contexto de dictadura y terrorismo en los que las menos favorecidas son las mujeres, la carencia de formación y el acceso a otros derechos fundamentales, civiles y políticos.

¿Hacia donde se orienta nuestro cimarronaje hoy? En la actualidad, escuchamos a muchos hermanos hablar y promover la integración especialmente de migrantes o la comunidad africano descendiente, ¿es integración lo que necesitamos? Cuando leemos historias sobre los esclavizados podemos distinguir claramente quienes eran vistos como sujetos de derecho, y quienes eran vistos como criaturas, esa realidad no ha cambiado mucho hoy, la diferencia es que ya no existen las condiciones para mantener a los negros esclavizados gracias a que nuestro hermano mayor Tousaint Louverture rompió de una vez y para siempre las cadenas ideológicas de los esclavistas. Ahora bien, el código negro utilizado para el trato limitado a los esclavos permanece latente en el imaginario colectivo de los neo colonialistas, los cuales ya no trafican negros, al contrario, invaden los territorios africanos, utilizan sus recursos mineros, naturales, le atribuyen las peores enfermedades, utilizan a los mimos africanos para promover sistemas de inestabilidad, opresión, inseguridad y desplazamientos masivos de africanos buscando mejores condiciones de vida etc. -
Los negros no deberíamos olvidar el origen de las migraciones africanas, antes de los secuestros y después. Casualmente quienes mejor saben manejar las riquezas de África son los mismos que hacen más de medio siglo provocaron la desestabilización del continente negro. 

¿Cuales plantaciones que deberán continuar incendiándose? Todas las relacionadas con los anti valores africanos, todas las que venden una imagen de incompetencia o tutelaje hacia el negro, de igual modo, las que se niegan a reconocer el derecho que tiene la comunidad negra a ser acogida sin quejas en las sociedades donde se encuentran ya que estas invadieron primero y algunos de sus representantes solo se limito a pedir perdón sin más.

Otras plantaciones pendientes de eliminar es la división existente entre y la falta de solidaridad entre los negros, muchas veces el mal entra a través de nuestros mismos hermanos o hermanas. De igual modo, es una tarea pendiente promover es un conocimiento real de África por parte de sus distintas generaciones, la mayor violencia es hacer crear una imagen imagen desgraciada crónica de África y los negros asumirlo como tal. Cabe destacar que las conquistas no son en la actualidad fuera de Africa, nuestro mayor reto como panafricanistas es incidir en África a diferentes niveles de la misma manera que hacemos reivindicaciones en el exterior.



HASTA AQUÍ POR HOY…